Fortalecen la imagen corporativa con resultados positivos y duraderos.

En la actualidad,  una empresa realmente exitosa no es aquella que cuenta con un excelente producto o servicio. Requiere construir una imagen favorable que aporte credibilidad a un público general (empleados, accionistas, inversionistas, clientes, Estado, stakeholders).

En este sentido, la directora de AGC Comunicaciones, Gisella Mellet, sostuvo que las relaciones públicas contribuyen con las empresas, instituciones y organizaciones en el establecimiento de relaciones positivas con los públicos en el logro de sus objetivos, posicionando la comunicación como el medio más cercano e importante en su actividad.

Por ello, la correcta aplicación de las estrategias de relaciones públicas trae consigo algunos beneficios para las empresas.

Genera confianza y credibilidad en su público objetivo. Por medio de las estrategias de relaciones públicas, las empresas utilizan las comunicaciones basadas en la información noticiosa de manera clara y concisa.

Contribuye al posicionamiento de la marca en el mercado. Las relaciones públicas efectivas requieren planificación, recursos y compromisos establecidos en un mediano a largo plazo para crear y mejorar la construcción de la marca.

Captan nuevos clientes. La exposición de la marca, mediante una correcta presencia en los medios de comunicación, genera notoriedad de la marca ante sus inversionistas, empleados, clientes proveedores y autoridades.

Posicionan como fuente veraz ante los medios. El objetivo primordial es el de establecer relaciones directas y positivas entre la organización y los medios de comunicación, con ello la audiencia lo percibe como referente de confianza y credibilidad.

Las relaciones públicas ayudan de forma estratégica a obtener los objetivos de la empresa.