La Sala Penal Permanente de la Corte Suprema ha confirmado que Keiko Fujimori deberá permanecer en prisión preventiva. No obstante, la duración de la medida podría reducirse de 36 a 18 meses con el voto de un juez dirimente. Todos los detalles aquí.

En abril del 2020. En esa fecha Keiko Fujimori podría salir de prisión. Para ello se requiere que, el próximo juez dirimente que sea convocado por la Sala Penal Permanente de la Corte Suprema vote a favor de reducir de 36 a 18 meses el plazo de prisión preventiva de la lideresa de Fuerza Popular.

Esta mañana la citada Sala Penal Permanente postergó la resolución del recurso de casación de Keiko Fujimori, Pier Figari, Jaime Yoshiyama y Luis Mejía. El mencionado recurso tenía como objetivo lograr la libertad de los mencionados procesados.

Los magistrados supremos votaron en discordia, por lo que la máxima instancia del Poder Judicial convocará a un sexto juez dirimente. Ello debido a que, de acuerdo a lo establecido en el artículo 144 de la Ley Orgánica del Poder Judicial, se requiere como mínimo 4 votos para llegar a un acuerdo.

Así tenemos que los magistrados Iván Sequeiros e Iris Pacheco votaron para declarar infundado el recurso de casación, mientras que Zavina Chávez, Jorge Castañeda y Hugo Príncipe, aceptaron en parte la solicitud y votaron por reducir de 36 a 18 meses la prisión preventiva para Keiko Fujimori y los otros procesados.

Tales votos en discordia confirman que Keiko Fujimori, lideresa de Fuerza Popular, deberá permanecer en prisión preventiva. No obstante, podría reducirse el plazo de la medida, de 36 a 18 meses, si el voto del juez dirimente que próximamente convoque la Sala Penal Permanente sea formulado en el mismo sentido que los votos de los magistrados Chávez, Castañeda y Príncipe.

Como se recuerda, el recurso de casación fue presentado por la defensa de la lideresa de Fuerza Popular luego que un tribunal rechazara la apelación contra la orden de 36 meses de prisión preventiva, la cual fue dictada por el juez Richard Concepción Carhuancho.