Artículo de información

José Carlos Botto Cayo y Abel Marcial Oruna Rodríguez

27 de agosto del 2023

Felipe Huamán Poma de Ayala fue un cronista indígena que vivió entre los siglos XVI y XVII, y cuyo manuscrito “Nueva Crónica y Buen Gobierno” fue redescubierto en 1908 después de permanecer extraviado por más de 300 años. Huamán Poma afirmaba descender de la realeza tanto incaica como de los Yarovilcas, una antiquísima dinastía anterior a los incas que gobernó la región de Huánuco (Porras Barrenechea, 2005).

En su extensa crónica de más de mil páginas, el autor se esforzó por exaltar el linaje de su familia, atribuyendo a sus ancestros altos cargos entre los incas y luego destacados servicios a la corona española durante la conquista y las rebeliones posteriores. Sin embargo, el análisis crítico de estas afirmaciones por parte de los historiadores ha revelado imprecisiones y exageraciones en la narrativa de Huamán Poma, quien parece haber reinventado parcialmente la biografía de sus ascendientes con el afán de ennoblecer su estirpe y reivindicar sus orígenes (Porras Barrenechea, 2005).

Su vida

Felipe Huamán Poma de Ayala procedía de la nobleza incaica y preincaica. Fue educado por su hermano mestizo en estudios clásicos y trabajó en administración y hospitales. Sufrió persecución y destierro de las autoridades españolas, lo que le llevó a viajar por 20 años recopilando información para su crónica. En 1613 regresó a reclamar su cargo de cacique, pero fue expulsado de nuevo, por lo que fue a Lima a presentar su obra al virrey (Fernández, 2004).

Su manuscrito “Nueva Crónica y Buen Gobierno”, redactado entre 1567 y 1615, fue redescubierto en 1908 y publicado en 1936. Ofrece la visión de los vencidos indígenas, enaltece sus logros previos a la conquista y aboga por su participación en un gobierno justo. Con espíritu rebelde, Poma de Ayala adopta una postura indianista e incaica en defensa de los indígenas, criticando el mal gobierno virreinal en contraste con las utopías humanistas y la fe cristiana (Fernández, 2004).

Su vinculación con los Incas

Felipe Huamán Poma de Ayala afirmaba descender de la antigua dinastía Yarovilca de Huánuco, que gobernó el Chinchaysuyo antes de los incas. Ensalza especialmente la importancia de su abuelo Huamán Chava y de su abuela Cápac Guarmi, a quienes presenta con altos honores entre la realeza incaica. El cronista se esfuerza por mostrar a su familia enlazada con la nobleza inca y preinca, narrando vínculos matrimoniales entre sus padres y los incas, así como distinguidos servicios de sus ancestros a éstos (Porras Barrenechea, 2005).

Sin embargo, al contrastar los datos de Huamán Poma con otras crónicas y documentos, los historiadores han encontrado imprecisiones y exageraciones en sus afirmaciones sobre su abolengo, deduciendo que reinventó parcialmente la biografía de sus antepasados buscando enaltecer su linaje. Pese a la incertidumbre sobre la veracidad de su genealogía, la narrativa del cronista muestra su orgullo por sus orígenes y su afán por vincular a su familia con la realeza incaica (Porras Barrenechea, 2005).

Nueva crónica y buen gobierno

La extensa crónica de Huamán Poma se divide en dos partes. La primera es una reseña histórica que va desde los orígenes míticos del mundo andino hasta la conquista española. Se enfoca en la historia y organización del Tahuantinsuyo o imperio incaico, con descripciones idealizadas de los incas y la situación previa a la llegada de los españoles (Guamán Poma de Ayala, 2018).

La segunda parte titulada “Buen Gobierno” denuncia los abusos y problemas en el virreinato del Perú bajo dominio español. Huamán Poma hace un diagnóstico crítico de la situación de explotación y empobrecimiento de los indígenas, criticando las políticas económicas y tributarias, el servicio de la mita minera, los malos tratos de los corregidores y curas doctrineros, etc (Guamán Poma de Ayala, 2018).

El autor plantea propuestas para un “buen gobierno” con participación indígena, pidiendo el nombramiento de autoridades incas, un Virrey Inca del Perú que responda al Rey de España, supresión de la mita y encomiendas, mejor trato a los indígenas, protección de sus derechos y aplicación de la justicia (Guamán Poma de Ayala, 2018).

La obra tiene gran valor histórico por ser una crónica escrita desde la perspectiva indígena. Su lenguaje combina quechua y español en un estilo propio. Contiene numerosos dibujos del autor que ilustran la vida y costumbres indígenas. Fue redescubierta en 1908 después de permanecer extraviada durante siglos. Representa un testimonio único del proceso de la conquista y dominación colonial desde la mirada de los pueblos nativos (Guamán Poma de Ayala, 2018).

La crítica a Huamán Poma

Si bien la Nueva corónica y buen gobierno de Huamán Poma representa un invaluable testimonio desde la perspectiva indígena, su contenido no está exento de polémica. Algunos estudiosos han cuestionado la veracidad de ciertos pasajes, señalando imprecisiones históricas, datos contradictorios y probables exageraciones (García Jiménez, 2019).

Uno de los aspectos más criticados es la idealización que el autor hace del Tahuantinsuyo o imperio incaico en la primera parte, presentándolo como una sociedad perfecta gobernada con justicia y benevolencia por los incas, lo cual contrasta con relatos de abusos y autoritarismo recogidos por otros cronistas. Del mismo modo, la narrativa sobre su linaje y ancestros ha sido puesta en duda al no encontrarse confirmación documental de los altos cargos que les atribuye (García Jiménez, 2019).

Otro elemento debatido es la denuncia de la situación indígena bajo el dominio colonial en su segunda parte. Si bien revela valiosos testimonios de primera mano, se advierte en el autor un afán desmesurado por acusar de todos los males a las autoridades españolas, simplificando causas más complejas. Así, su visión podría considerarse parcializada (García Jiménez, 2019).

En el aspecto formal, se critica el desorden composition y la falta de rigor metodológico, entendibles al tratarse de un autor autodidacta pero que dificultan la lectura. También se objeta el estilo coloquial con frecuentes quechuismos, aunque esto le da interés como muestra de las primeras manifestaciones literarias en lenguas nativas (García Jiménez, 2019).

En conclusión, mas allá de sus imperfecciones, la gran mayoría de estudiosos coincide en valorar la Nueva corónica de Huamán Poma como una fuente histórica insustituible para comprender la conquista del Perú desde la mirada indígena, siendo conscientes de su subjetividad. Un testimonio único de su época con un gran valor simbólico para la identidad cultural andina (García Jiménez, 2019).

Referencias

Fernández, T. y. (6 de Setiembre de 2004). Biografias y vidas. Obtenido de Biografia de Felipe Guamán Poma de Ayala: https://www.biografiasyvidas.com/biografia/p/poma.htm

García Jiménez, R. M. (15 de Marzo de 2019). UNIVERSITÀ DEGLI STUDI DI PISA. Obtenido de El español andino en época post-colonial. Análisis de Nueua corónica y buen gobierno de Huamán Poma de Ayala: https://core.ac.uk/download/pdf/79619764.pdf

Guamán Poma de Ayala, F. (2018). Nueva Crónica y buen gobierno. Lima: Biblioteca Nacional del Perú.

Porras Barrenechea, R. (27 de Marzo de 2005). sisbib. Obtenido de El cronista indio Felipe Huamán Poma de Ayala (¿1534-1615?): https://sisbib.unmsm.edu.pe/bibvirtual/libros/linguistica/legado_quechua/el_cronista.htm