La Comunidad de Madrid ha declarado Bien de Interés Cultural (BIC) el monumento ecuestre al rey Felipe III que preside la Plaza Mayor de Madrid desde 1848, considerada como una de las piezas “más significativas de la estatuaria monumental manierista” y la más antigua de las conservadas fuera de Italia.

Aunque la Plaza Mayor fue declarada Monumento Histórico Artístico de carácter nacional en 1985, la estatua ecuestre “no aparece descrita en el texto de la declaración del conjunto de edificios”, según ha explicado hoy el Gobierno regional.

De ahí que la Comunidad de Madrid haya querido declarar BIC la estatua ecuestre “para aclarar con ello su situación legal”, y así vincular de “un modo definitivo esta obra al espacio de la plaza, dándole consideración de inmueble y dotándole de un entorno de protección específico”.

Además, el Consejo de Gobierno regional ha aprobado hoy declarar BIC la pintura sobre lienzo “Retrato de tres cuartos de Isabel de Valois, consorte del rey Felipe II de España”, atribuida a Alonso Sánchez Coello y que data del siglo XVI, según ha informado en rueda de prensa el consejero de Presidencia y portavoz del Gobierno, Angel Garrido.

La protección de bienes a través de su declaración como BIC o Bien de Interés Patrimonial (BIP) supone que cualquier actuación que se pretenda llevar a cabo sobre ellos debe ser autorizada previamente por la Dirección General de Patrimonio Cultural.


LEAVE A REPLY