Sonia Dominguez Dominguez

Entrevista . La apertura de los mercados internacionales es inminente. El objetivo de las autoridades y de los agentes de comercio exterior es aprovechar de manera efectiva las oportunidades que se irán generando en los próximos meses, lo cual permitirá generar más empleo y divisas.

–Ya varias economías, destino de nuestras exportaciones, se están abriendo luego de pasar por una cuarentena. ¿Cómo aprovechar esa oportunidad?  –Las estrategias de reapertura varían dependiendo de la situación de cada lugar. Por lo general, las actividades que se reanudan primero son del sector manufactura, construcción y algunos servicios; mientras que actividades como restaurantes, viajes, entre otros, toman más tiempo.

Se espera que a medida que las economías se vayan adecuando a la “nueva normalidad”, se podrá empezar a recuperar la demanda internacional; y, por consiguiente, nuestras exportaciones de bienes y servicios.

Por ello, es importante la labor que realizan nuestras oficinas comerciales en el exterior, en cuanto al monitoreo de la situación en los principales mercados de destino de nuestras exportaciones, así como de los cambios en las tendencias de consumo que se vienen generado a raíz de la pandemia, a fin de identificar oportunidades de negocios, y potenciales riesgos, de manera oportuna.

–Se han dispuesto mejoras para hacer más competitiva la logística y facilitar las operaciones de comercio exterior…

–En materia de facilitación del comercio exterior, hemos publicado una serie de medidas que buscan hacer más eficiente y competitiva la cadena logística, sobre todo en este contexto.

La primera de ellas es el Decreto Legislativo 1492, que estableció la digitalización de los procesos del sector público y el privado en materia de comercio exterior, a fin de evitar el traslado innecesario de personas y las aglomeraciones para las operaciones de comercio exterior. Con ello se reducen costos de transacción y se disponen de mecanismos de transparencia en la cadena logística, a fin de que los importadores y exportadores paguen únicamente por servicios que efectivamente hayan solicitado y contratado.

Esto ayuda a reducir costos evitables de alrededor de 300 dólares por contenedor, lo que previamente había identificado el Banco Mundial en su estudio sobre los costos logísticos en el Perú.

El reglamento de este decreto fue prepublicado para recibir las opiniones y sugerencias de los diferentes actores. Recientemente publicamos también el reglamento para la implementación del Módulo de Información de Servicios Logísticos de Comercio Exterior, que permitirá acceder, de manera gratuita, al listado, descripción y precios de los servicios que brindan los operadores logísticos de comercio exterior.

Otra medida que hemos dispuesto, en materia de facilitación, es la publicación del Reglamento del Exportador Autorizado, mediante el cual los exportadores frecuentes pueden obtener un permiso del Mincetur para emitir sus propias declaraciones de origen.

–¿Se aprobarán nuevas normas para facilitar estas operaciones?

–Estamos promoviendo varias disposiciones para facilitar el comercio exterior desde la visión de un comercio sin papeles. Próximamente publicaremos el reglamento de la Ley de Fortalecimiento de la Ventanilla Única de Comercio Exterior (VUCE), para seguir avanzando en el proceso de digitalización.

En el marco del Proyecto VUCE 2.0 se viene gestionando el diseño del Port Community System, para el intercambio de información por medios electrónicos de los operadores de la logística portuaria, y el Observatorio Logístico de Comercio Exterior, que brindará información sobre el sector para los actores de la cadena.

Adicionalmente, en los próximos meses lanzaremos la nueva convocatoria del Programa de Apoyo a la Internacionalización (PAI), que dispondrá de 20 millones de soles para continuar financiando proyectos de exportación mediante fondos concursables no reembolsables.

–En todo este proceso, ¿cuál es la participación de las micro y pequeñas empresas?

–En lo que va del año, alrededor de 25,000 empresas han participado del comercio internacional de bienes en el país, ya sea exportando, importando o haciendo ambas operaciones. De este grupo, cerca de 4,800 empresas realizaron envíos al exterior.

Del total de empresas exportadoras, el 62% fueron micro, pequeñas o medianas empresas (mipymes).

Las mipymes están concentradas principalmente en la exportación de productos no tradicionales.

El monto de sus envíos se logró incrementar 10% entre enero y mayo, respecto a igual período del 2019.

Recuperación progresiva

¿De qué manera se dinamizará el comercio exterior en el segundo semestre del año?

– Las perspectivas sobre la economía mundial y el comercio internacional aún son inciertas respecto del corto plazo, en la medida que estamos ante un panorama donde la información sobre la evolución de la pandemia está en constante desarrollo.

Según información de la Organización Mundial del Comercio, se espera una contracción significativa en las cifras de comercio mundial durante el segundo trimestre del 2020, debido a que la mayoría de países aplicaron medidas de confinamiento y restricciones en abril y mayo.

No obstante, la reanudación de actividades en nuestros principales destinos comerciales, el aumento del número de vuelos comerciales mundiales entre mayo y junio –lo cual es importante para el movimiento de carga aérea internacional–, aunado a la reanudación de la actividad productiva en el Perú, permiten prever el inicio de una recuperación progresiva del comercio exterior.