Sonia Dominguez Dominguez

Los sectores agroindustria y construcción liderarán el proceso de reactivación en las regiones luego se haberse aprobado el inicio de la fase 3, proyectó el presidente de la Cámara Nacional de Comercio, Producción, Turismo y Servicios (Perucámaras), Carlos Durand.

“Se trata de actividades intensivas en la generación de empleo que también contribuirán con dinamizar los sectores vinculados proveedores de insumos generando un círculo virtuoso”, declaró al Diario Oficial El Peruano.

Explicó que si bien se mantiene la cuarentena en regiones importantes por su aporte al producto bruto interno (PBI), como Arequipa, Ica, Junín, Huánuco, San Martín, Madre de Dios y Áncash, las otras provincias buscarán acelerar su dinámica económica.

“En esas otras regiones se observa, desde finales de mayo y comienzos de junio, un proceso de recuperación significativo”, dijo.

Aporte

Detalló que la agroindustria se constituye en un componente importante de la actividad productiva de las regiones, más aún ahora que se abren los principales mercados de destino, en los que destacan los países de la Unión Europea (UE).

“El desarrollo de esta actividad no tradicional promueve una mayor dinámica en los sectores vinculados, como servicios logísticos, la producción y comercialización de bienes intermedios”.

En el caso de la construcción, dijo que las regiones ya reportan indicadores positivos promovidos por la actividad inmobiliaria y la inversión pública. “Confiamos también en el impulso que tendrá la construcción por obra pública mediante la iniciativa denominada Arranca Perú y Reconstrucción con Cambios”.

Además, de acuerdo con la Cámara Peruana de la Construcción (Capeco), en las regiones se han reactivado proyectos inmobiliarios por 500 millones de dólares.

“La agroindustria y la construcción son reconocidas como sectores locomotora para la expansión económica de las regiones”, enfatizó.

Esperamos, agregó, el inicio de nuevas obras en diversas regiones. “En el norte del país se construirán hospitales y colegios, y se recuperará infraestructura de transporte y de comunicaciones”.

Comentó, asimismo, que en el caso del sector primario, la minería también destacará como un factor dinamizador de las economías regionales por las inversiones que representa.

Más recursos

El presidente de Perucámaras destacó los esfuerzos para que las micro y pequeñas empresas (mypes) accedan a más recursos del programa Reactiva Perú en su segunda etapa.

“Es importante que estas empresas puedan acceder a capital de trabajo, sobre todo las que aún tienen dificultades para reactivarse o problemas de demanda, producto de la crisis sanitaria”, comentó.

Durand subrayó que las mypes en el Perú representan a dos millones 700,000 empresas. “El 60% de estas unidades está en las regiones”.

Resaltó, asimismo, la iniciativa para crear el FAE-Turismo, con 500 millones de soles, porque apoyará a las empresas de ese sector, que forman parte de la última etapa de la reactivación.

Arranca Perú asignará recursos, mediante los gobiernos locales, para financiar pequeñas obras en las zonas rurales.