La construcción del aeropuerto de Chinchero (Cusco) como obra pública y no a través de una asociación público-privada (APP), es una “decisión extraña” del Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC) debido a que cuando el Estado formuló el proyecto se determinó que más ventajoso era ejecutarlo de manera integral vía una APP, sostuvo el ex ministro de Economía, Alonso Segura.

“Cuando se concibió este proyecto, el Estado peruano hizo un análisis de valor por dinero para estudiar alternativas de si el proyecto debía hacerse como obra pública, una mezcla de obra pública y APP o como una APP integral. Lo que se halló fue que lo más beneficioso en términos de costo y eficiencia era hacer todo integrado como una APP […] ¿Cómo ahora pueden anunciar que [el proyecto] lo van hacer como obra pública”, sostuvo luego que el titular del MTC, Bruno Giuffra, anunciara que la construcción del aeropuerto de Chinchero se hará como obra pública.

Segura dijo también que la opción de construir Chinchero con una APP integral era más conveniente debido a que el concesionario iba a asumir los riesgos de diseño y construcción del proyecto, y con ello iba a ser responsable de eventuales problemas con la infraestructura.

“El problema de entrar a las carreras y hacer el proyecto como obra pública es que cualquier error de diseño y construcción lo asuma el Estado. Es contraintuitivo que esto vaya a funcionar […] el Estado no ha construido aeropuertos en decenas de años”, refirió.

De otro lado, Segura dijo que el MTC debe aclarar por qué el Estado peruano invertirá US$52 millones en la asesoría técnica que recibirá de la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI) de la ONU para llevar a cabo la construcción del aeropuerto de Chinchero. Recordó que cuando Pro Inversión contrató al asesor para formular el diseño integral del proyecto, el costo fue de US$3,5 millones.

“Por transparencia deberían decir qué es lo está ocurriendo. […] El MTC habla ahora que el Estado construirá el terminal, la pista aérea y otras obras como parte de las primeras etapas del proyecto. Eso según el estudio integral que se hizo demandaba entre 300 y 350 millones dólares. La pregunta es, ¿por 350 millones de dólares voy a pagar una asesoría de 52 millones de dólares?”, acotó.

SALARIO MÍNIMO
El ex ministro de Economía también se mostró en contra de un incremento de la remuneración mínima vital (RMV) debido a la disminución del empleo formal y la debilidad de la economía.

“Es una situación complicada. No hay ninguna razón para subir la RMV. Y lo más curioso de esto es que el Gobierno ha puesto el tema en agenda”, indicó en entrevista con Canal N.


LEAVE A REPLY