El presidente de la República, Pedro Pablo Kuczynski, ratificó por medio de sus redes sociales que no tuvo ningún vínculo profesional, ni recibió aporte electoral alguno de la constructora brasileña Odebrecht.

“Yo nunca he recibido aporte alguno de Odebrecht para mis campañas electorales del 2011 y 2016. Tampoco he tenido vínculo profesional con Odebrecht”, escribió el mandatario tras las revelaciones que hizo el ex CEO de la cuestionada empresa a fiscales peruanos en Curitiba.

Según información a la que tuvo acceso IDL-Reporteros, el principal colaborador eficaz del Caso Lava Jato sostuvo que contrató los servicios de consultoría de PPK cuando terminó el gobierno de Alejandro Toledo.

Además, sobre un posible aporte a la campaña electoral de Kuczynski del 2011, señaló que si el candidato era favorito en esos comicios es posible que su empresa haya realizado alguna transferencia para impulsar la postulación. Explicó que ello debe ser corroborado por Jorge Barata.

En esta línea, el jefe de Estado explicó que en la carrera electoral del 2011 participó con la fórmula de Alianza por el Gran Cambio, “movimiento que no estuvo entre los favoritos del proceso”.

“Estoy absolutamente seguro de mis actos. Dejemos que nuestras autoridades fiscales y judiciales trabajen con autonomía, independencia y libres de presiones políticas. Estamos comprometidos en la lucha contra la corrupción”, finalizó el mandatario.

La bancada de Peruanos por el Kambio ha manifestado su respaldo al presidente de la República. Su portavoz, Vicente Zeballos, sostuvo en diálogo con “El Comercio” que en este caso “son suspicacias que se están tejiendo, propias de la coyuntura política, porque se quiere meter en una sola conspiración a todos y, en este caso particular, al mandatario”.


LEAVE A REPLY