Salen nuevos casos sobre presuntos chantajes y extorsiones por parte de la congresista fujimorista Alejandra Aramayo y su padre, Jorge Aramayo Cordero, cuando ambos eran periodistas en Puno; sin embargo, desde la bancada de Fuerza Popular aseguran que se está usando el tema como un distractor.

La legisladora Rosa Bartra, elegida recientemente presidenta de la comisión Lava Jato, fue consultada sobre la posición de su bancada respecto a las denuncias contra Aramayo, y señaló que creen en los descargos que ha hecho la cuestionada parlamentaria al interior de Fuerza Popular.

“La congresista tiene el respaldo de la bancada en la medida que está explicando [estas denuncias]. Serán las fuerzas de sus argumentos las que al final terminen de convencer a la población. Nosotros creemos en sus argumentos”, señaló en diálogo con RPP.

Para Bartra, el tema de Aramayo está sirviendo para distraer la atención de la opinión pública de otros temas más importantes, como el caso Odebrecht.

Sobre el cuestionado proyecto de ley presentado precisamente por la parlamentaria Aramayo, Rosa Bartra señaló que “no es un proyecto de ley de control de medios”. “Lo que existe es una ley que busca alejar a los corruptos de los medios de comunicación. […] Habrá un espacio dentro del Congreso para debatir esta propuesta”, acotó.

En otro momento, se refirió sobre la polémica surgida entre Fernando Zavala y Luis Galarreta, después de que este llamara “Montesinito” al premier. En vez de molestarse, según Bartra, el presidente del Consejo de Ministros debería responder sobre el dinero que destina la PCM a publicidad y explicar la presunta contratación de troles para atacar a rivales políticos.


LEAVE A REPLY